Sola y hundida

No hay nada peor que estar rodeado de gente y sentirte sola, me siento hundida, harta ya de luchar, no veo que esto termine.
Me culpan por no hacer nada, pero ellos no me entienden, no saben como me siento.
Decidí poner fin a mi vida, cogí una cuchilla en la que intente cortarme las venas. Pero algo en el corazón me decía que siguiera luchando. Pero ya no puedo más. Quiero sumirme en las tinieblas, llevo ya muchos años en este sufrimiento.
Mi vida dejó de ser feliz en la adolescencia, cuando alguien decidio que le pertenecía, desde entonces mi vida ha sido un calvario, tengo un demonio del que no se como huir.
Ya no puedo, tan solo quiero que termine todo esto.
Quizá debería luchar por mis sueños, por salir de mi infierno, porque las llamas dejen de quemar.

https://eltemordemoira.wordpress.com/

Sin votos (todavía)