Aprender a tocar el suelo

¿Quién soy yo? todavía no lo sé, si me lo hubieran preguntado cuando era más pequeño.., de mayor seré alguien genial. Ahora me lo preguntan, y no sé muy bien quién soy, se que dentro de un tiempo veré un camino, y lo seguiré pero ahora me vendría también un abrazo, un apoyo, alguien que me ayude a tranquilizarme y saber que todo irá bien.

A veces podemos tocar fondo, no sólo una vez sino las veces que haga falta para poder tomar impulso. La vida es como una piscina si te hundes debes impulsarte hasta arriba para salir, a veces sólo con un empujón no es suficiente y hay que dar varios con la mayor fuerza posible para salir de ello. Aunque veamos muy lejos la luz sabemos que está detrás de está visión borrosa. Vamos a respirar.

Su voto: Ninguno Media: 5 (1 voto)